La Mona Bar, en Toledo

Continuamos con nuestras andanzas zascandiles y triperas. Nos vamos a la capital de Castilla-La Mancha, donde ya os mostramos los mejores restaurantes de la ciudad de Toledo,  para disfrutar de una cocina innovadora y sorprendente. Estamos hablando de La Mona Bar, ubicado en el centro de la ciudad en un encantador local de dos alturas. Su carta incluye platos tradicionales, pero también platos innovadores, por lo que nos convenció y decidimos entrar. Además cuenta con varias hamburguesas que siempre son un plato muy agradecido por los zascandiles.

Cómo llegar a la Mona Bar

La Mona Bar se encuentra muy cerca de la Plaza Mayor, donde se ubica el Teatro de Rojas. Su dirección es Calle Tornerías número 2.

Qué comer en La Mona Bar

Tras una no muy larga deliberación por el hambre que teníamos tras una intensa mañana de zascandileo, decidimos comenzar por una ensalada de burrata.

Su presentación es muy atractiva ya que viene presentada con el tomate cortado en dados, rúcula por encima y coronando todo esto, la burrata. Rellena de pesto, podemos decir que estaba exquisita. Comenzamos bien, pensamos.

Después del primer plato “light”, pasamos a un plato con clara influencia asiática: Wok de noodles con pollo braseado y boletus. Un plato generoso y que sirvió como base en nuestra comida.

Tras este comienzo, nos apetece algo de “chicha” (como nos pasó en el Restaurante El Vasco de Villarrubio), y que mejor que el venado para cubrir esa necesidad, una carne muy típica en Toledo. En este caso viene presentado en salsa y con chips de patata. Perfecto como colofón, no podemos pedir más.

Con cafés aproximadamente pagamos unos 13-15 € por persona. Sin postre eso sí. Una excelente relación calidad precio, con gran atención por parte de su equipo. Además, si estás pensando en ir, cuenta con un menú que incluye un plato del día, bebida, pan y postre o café por 9,5 €. A continuación podéis consultar su carta:

Una comida rápida para seguir zascadileando por Toledo. Como siempre, estamos abiertos a que nos descubráis nuevos sitios para, por qué no, ampliar nuestra sección de gastronomía. Seguro que vuestros (y nuestros, por supuesto) estómagos lo agradecen.

Deja un comentario