Entrevista Paula Crespo Escobar (Conquense Excelente 2016)

“Siempre digo que soy Conquense doble, Motillana de nacimiento y Casasimarreña de acogida”

Paula Crespo, Conquense Excelente 2016

La segunda edición del conocido premio honorífico ha valorado el, nunca mejor dicho, excelente trabajo de Paula Crespo en el campo de nutrición y dietética. La joven motillana de 26 años tiene un currículum brillante, donde destaca su labor como investigadora. Actualmente se encuentra inmersa en el proyecto MyCyFAPP, fundado por la Comisión Europea, el cual se centra en una nueva Terapia de Reemplazo de Enzimas Pancreáticas (TREP). Os dejamos a continuación con la entrevista que tuvo la amabilidad de concedernos:

  • ¿En quién pensaste cuando te comunicaron que habías sido elegida “Conquense Excelente?

En mis padres y mi hermano, los que más veces me han aguantado y más apoyo, en todos los sentidos, me han dado siempre. Pensé que el reconocimiento también se lo estaban haciendo a ellos. También, inevitable, en mi abuela que faltó justo una semana antes de que me lo comunicaran y siempre decía que se iría sabiendo que lo era, dijeran lo que dijeran.

  • Debe ser todo un orgullo que desde tu tierra se reconozca el trabajo y las horas de estudio dedicadas, ¿no es así?

Así es, muchas veces no se sabe todo el esfuerzo que hay detrás de cada cosa que se consigue, así que recibir cualquier reconocimiento es siempre un orgullo, es muestra de que algo estamos haciendo bien, pero si ese reconocimiento es por tu trabajo y encima de tu tierra ¿qué más se puede pedir?.

Muchas veces no se sabe todo el esfuerzo que hay detrás de cada cosa que se consigue.
  • Cuando terminaste el bachillerato, ¿tenías clara la opción de Nutrición y Dietética en Valencia? ¿Valoraste otras opciones en lo referente a carrera y universidad?

Esto es algo que siempre me gusta contar, porque es el claro ejemplo de que nunca sabes que te depara la vida…Siempre había querido estudiar Medicina para hacer forense, qué cosas! pero la nota tras hacer la selectividad, no me lo permitió, fue entonces cuando, sin saber qué hacer con mi futuro, porque si no era medicina no era nada, decidí mandar solicitudes a todas las universidades de España. En cada una, puse como primera opción medicina y como segunda diferentes carreras, desde nutrición hasta ciencias políticas. Entonces, cuando me aceptaron en todas las segundas opciones pensé, ¿ahora qué? Podía haber sido desde abogada hasta filóloga, pero, todavía sin saber muy bien por qué, decidí hacer Nutrición Humana y Dietética en Valencia y, sin duda, fue uno de los mayores aciertos de mi vida. Quizá porque siempre me ha gustado mucho el chocolate y pensé, ¡voy a estudiar a ver si de verdad engorda tanto como dicen! (risas). Desde entonces, siempre pienso: ¡Qué bien hiciste, Paula!

Decidí hacer Nutrición Humana y Dietética en Valencia y, sin duda, fue uno de los mayores aciertos de mi vida..
Paula Crespo, premio Conquense Excelente

Paula Crespo, premio Conquense Excelente 2016

  • ¿Siempre te llamo la atención ser investigadora o fue algo que surgió con el tiempo en la carrera universitaria?

Fue algo que surgió con las prácticas de la carrera universitaria, de hecho, nunca pensé que la investigación fuese una salida profesional de esta carrera. Pero siempre digo que tiene algo que engancha porque no es el trabajo mejor remunerado, no es el trabajo más sencillo, no es el trabajo cuyos frutos se ven rápidamente, al contrario, no es el trabajo mejor valorado, no es el trabajo que más tiempo libre te deja, sin embargo, para mí, es el trabajo más gratificante a largo plazo. Además, otra de las cosas que me gusta de la investigación es que será lo que sea pero no es monótono y para mí es algo motivante, saber que hoy harás algo diferente a lo que hiciste ayer.

  • ¿Cuántas horas le dedicas a la investigación semanalmente? ¿Se incluye dentro de tu rutina laboral diaria?

¿Sinceramente? ¡Ni idea! Yo siempre digo: “Se cuando entro a trabajar pero nunca cuando salgo”. En teoría, las 8 horas diarias que corresponderían, pero nunca se cumple, muchas veces, la mitad del trabajo te lo llevas a casa para “cenar y seguir”. Aunque no siempre, por supuesto, hay días que haces menos de 8 horas pero eso significa que, antes o después, ¡te tocará hacer 12! (risas) . Mi rutina diaria es la investigación, sí, pero también dedico algunos días a la parte asistencial a los pacientes que se incluyen en los estudios. La actividad asistencial a pacientes y la investigación suelen ir de la mano en muchas ocasiones.

  • Has obtenido prestigiosos premios, te han concedido becas muy valoradas, has publicado artículos de investigación en reputadas revistas científicas… Un currículum espectacular siendo tan joven. ¿En qué piensa Paula Crespo de cara a su futuro profesional? ¿Te gustaría seguir formándote?

Pues la verdad que no me he planteado mi futuro a medio-largo plazo. De momento, todavía me quedan 2 años por delante para acabar el proyecto en el que estoy inmersa ahora mismo (www.mycyfapp.eu) y para acabar la tesis doctoral que estoy haciendo, así que por el momento, de aquí a dos años me sigo viendo donde estoy y por supuesto, sin dejar de formarme. Es cierto que sí que me he planteado que, una vez que acabe con el proyecto, me gustaría hacer una estancia larga en el extranjero, a poder ser al otro lado del charco. Creo que para ser un buen investigador es muy necesario conocer otras formas y ritmos de trabajo así como estar actualizándose y formándose continuamente.
Así que, aunque a día de hoy no tenga claro mi futuro a largo plazo, lo que sí que quiero es que haga lo que haga, y esté donde esté, espero que esté haciendo investigación.

  • Centrándonos en nuestra querida tierra, es indudable que la provincia de Cuenca tiene un patrimonio natural y arquitectónico magnífico. ¿Piensas que está infravalorada como destino turístico?

Absolutamente, creo que ni siquiera los propios conquenses nos creemos afortunados ni presumimos suficiente de tener el patrimonio natural y arquitectónico que tenemos, los pueblos, la historia y los parajes de los que podemos disfrutar. Creo que todavía podemos explotar mucho más todo esto, impulsar y fomentar nuestra tierra como un gran destino turístico.

Creo que ni siquiera los propios conquenses nos creemos afortunados ni presumimos suficiente de tener el patrimonio natural y arquitectónico que tenemos, los pueblos, la historia y los parajes de los que podemos disfrutar.
  • Sabemos que llevas con orgullo tu villa natal allá por donde vas. Para aquellos zascandiles que nos lean y no hayan ido, exponles las bondades de Motilla del Palancar. ¿Por qué deberíamos visitar esta localidad?

Porque vayas donde vayas, siempre está de paso, ¡no hay excusas! Porque puedes disfrutar de un buen paseo por El Riato, llegar hasta el parque del Carrascal y sentarte a descansar y luego continuar hasta el parque de la Ermita pasando por la Iglesia de San Gil, ¡sin olvidarte del Cerro Talayón! También puedes disfrutar en cualquier bar de unas buenas tapas, las mejores para mí, y aunque no sea propio de mi pueblo, también puedes comerte en cualquier bar un buen Ajoarriero, un buen morteruelo, patatas guisadas con níscalos, pisto manchego y el tiznao.

Además, si quieres disfrutar de sus fiestas, puedes ir varias veces al año. Si vas en jueves lardero, no te olvides de comprar el hornazo en cualquier panadería e ir andando hasta Las Reillas a comértelo. En Semana Santa, sobretodo, puedes disfrutar de la representación viviente, por las calles del pueblo, de La Pasión y Muerte de Jesucristo, si llegas hasta la escena de Poncio Pilato acabarás gritando “¡Que suelten a Jesús!” O bien, “¡No, a Barrabás, que suelten a Barrabás!”. La gran interpretación de mis paisanos hace que, sin darte cuenta, acabes formando parte del teatro. Dura tan solo unas horas pero lleva mucho trabajo, ilusión y horas de ensayo detrás. Sin duda, digno de ir a verlo.

Motilla, pueblo conquense de Paula Crespo

Motilla del Palancar, pueblo natal de Paula Crespo

Si te viene mejor ir en Mayo, procura que sea cuando se celebre San Isidro Labrador, el  15 de mayo. La fiesta campera por excelencia de Motilla, que todo el pueblo celebra la Romería en Las Reillas, la diversión en la naturaleza está asegurada.

Ya en verano, en Julio, puedes ir a disfrutar de San Cristóbal, lo que antiguamente era la fiesta de las peñas. Un festejo corto pero intenso que empieza el viernes y continúa el sábado con todas las peñas en el medio del Riato, esperando a la cuba de agua para refrescarse al ritmo de la charanga. Y para acabar, el domingo, las peñas preparan la merienda para ir a ver los toros y algún motillano valiente que salta al ruedo, mojándose entre toro y toro, también al ritmo de la mejor banda de música, la de Motilla.

Y por último, del 1 al 5 de Septiembre, invito a todos a las Fiestas Patronales. La Feria de Motilla, una semana llena de eventos y festejos  gran interés comarcal, en honor al Patrón local San Gil Abad.

  • Para terminar, y no vale decirnos Motilla , ¿cuál o cuáles son tus rincones preferidos de la provincia?

Sin duda alguna, Casasimarro, mi pueblo de acogida. Siempre digo que soy Conquense doble, Motillana de nacimiento y Casasimarreña de acogida, de donde procede toda mi familia materna, donde he pasado muchos de los mejores veranos de mi infancia y de donde conservo muchas buenas amistades. Y también, sin dejarme llevar por mis vínculos personales, diría Alarcón, me parece uno de los pueblos con más encanto de la provincia, un lugar ideal para pasear y visitar.

Alarcón, uno de los pueblos preferidos de Paula Crespo

Alarcón, uno de los pueblos preferidos de Paula Crespo