Bodegas Campos Reales, reputados vinos de El Provencio

Según dice un conocido proverbio latino: “La verdad está en el vino”. No sabemos si la verdad, pero el placer seguro, sobre todo si detrás hay una gran bodega, como es el caso que nos ocupa. En la localidad manchega de El Provencio tenemos un buen ejemplo de ello con Bodegas Campos Reales, cuyos vinos ofrecen al consumidor una experiencia magnífica.

Hablamos de una bodega fundada en 1950, con generaciones de trabajo, dedicación y tradición vinícola a sus espaldas. Esta tradición se refleja en la poda, la crianza en barrica de roble o la vendimia a mano, lo cual no está reñido con las modernas instalaciones que posee Campos Reales. Todo ello permite elaborar unos vinos de calidad superior.

 

Cómo llegar a Bodegas Campos Reales

Se encuentra ubicada en la villa de El Provencio, concretamente en la calle Castilla-La Mancha, número 4. La manera más sencilla de llegar es por la carretera N-301, ya que se encuentra pegada a la bodega. Esta vía discurre desde Ocaña (Toledo) hasta Cartagena (Murcia). También circula muy cercana al pueblo la autovía AP-36. Como podemos comprobar, está excelentemente comunicada.

 

Vinos de Bodegas Campos Reales

Una característica muy importante a tener en cuenta hace referencia al clima de la zona, es decir, a los calurosos veranos y fríos inviernos, lo cual nivela la acidez y el azúcar, afectando de manera muy positiva al producto final. Durante la maduración del fruto, en los meses de agosto y septiembre, el calor del día contrasta con las frescas noches de verano. Este calor diurno del que hablamos no es extremo, puesto que las viñas están rodeadas de encinas y pinares que lo suavizan.

Esta zona de la Meseta no se caracteriza por el alto nivel de precipitaciones, por eso resultan fundamentales los suelos calcáreo-arcillosos, poseedores de formaciones superficiales de arenas y cantos, que logran retener la máxima cantidad de agua.

La bodega consta de 4.000 hectáreas de viñedos, las cuales incluyen joyas como las viñas de pie franco con más de 70 años. Estas tierras estas trabajadas por viticultores que las conocen y cuidan a la perfección, pues se han criado en ellas. Todo ello repercute en un fruto que año tras año se encuentra en las mejores condiciones.

Estas hectáreas albergan una gran variedad de uvas. Entre las tintas se hallan Tempranillo, Garnacha, Cabernet, Tintorera, Monastrell, Syrah, Bobal, Merlot y Moravia. Por parte de las blancas encontramos Sauvignon Blanc, Chardonnay, Airén y Macabeo. 600 hectáreas de las anteriormente citadas pertenecen a la variedad Tempranillo, importante especialización de la bodega, que incluyen las mencionadas viñas de pie franco.

Campos Reales posee gran prestigio dentro de los vinos españoles, estando a la vez presente en mercados de todo el mundo. Se trata de una de las bodegas nacionales líderes en la producción de vinos de categoría popular-premium.

Los vinos pasan por un triple proceso de selección. Primero en viña, después en la recepción de la bodega y, por último, en cata. Los estupendos caldos se pueden dividir en tres marcas: Canforrales, Gladium y Cánfora.

Canforrales:

  • Tintos:

– Clásico

– Selección

– Syrah

– Crianza

– Reserva

– Ecológico Tinto

 

  • Rosados y blancos:

– Alma

– Chardonnay

– Lucía

– Garnacha

– Semidulce Moscatel Airén

– Ecológico Blanco

Gladium Viñas Viejas.

Cánfora (Tinto).

Bodegas Campos Reales ha obtenido el reconocimiento de la calidad de sus procesos de elaboración y de vino y seguridad alimentaria de IFS (International Food Standard) y BRC (Global Standard For Food Safety). También cuentan con la certificación ISO 9001.

Esta sublime calidad repercute en su reconocimiento, entre otras cosas con numerosos premios  internacionales, nacionales y regionales, en los últimos años. Y los que quedan, por supuesto.

Por nuestra parte solo queda servirnos un vaso de vino Campos Reales. Nosotros, desde un primer momento, quedamos enamorados de sus productos y su filosofía. A partir de ahora no van a faltar en casa sus espectaculares caldos. ¿Hace una copa?